CÓMO TU SEGURO TE AYUDA A TENER UN BEBÉ
SALUD Y DEPORTE

CÓMO TU SEGURO MÉDICO TE AYUDA A TENER UN BEBÉ

Muchos usuarios desconocen que su seguro médico incluye la reproducción asistida. La cobertura de tu seguro médico te puede ayudarte a tener un bebé gracias los estudios de esterilidad de la pareja y las técnicas de inseminación artificial.

Águeda M. acaba de cumplir 39 años. Funcionaria en un gabinete jurídico, desde hace ocho años disfruta de una estabilidad laboral envidiable y un buen sueldo. Mientras su carrera profesional corre por la senda del éxito, su vida sentimental salta de socavón en socavón. Águeda se desliza hacia los cuarenta sin pareja, pero con unas ganas enormes de ser madre.

Pedro L. y Sandra H. atraviesan un bache en su relación. Intentan engendrar desde hace cinco años, acumulan dos abortos naturales y la ansiedad por concebir un hijo ya hace mella en su matrimonio.

Águeda, Pedro y Sandra coinciden en la sala de espera de una clínica de fertilidad. Es su penúltima oportunidad de cumplir sus deseos. Miedo, ansiedad y esperanza se agitan en su interior a partes iguales.

Los tres disponen de un seguro de salud y lo que no imaginaban es que un día podrían recurrir a esa póliza para ser padres. Muchos usuarios desconocen que su seguro incluye la reproducción asistida, como en el caso del Mapfre de VENTAJON. Entre sus coberturas se incluye el tratamiento y estudio de la esterilidad de la pareja y técnicas de inseminación artificial y de fecundación «in vitro».  Estas ventajas resultan esenciales dado el incremento de la esterilidad y una procreación cada vez más tardía. Para Águeda, Pedro y Sandra les permitirá cumplir un sueño: tener un bebé.

Ahorra ya en tu Seguro Médico VENTAJON desde 36 euros al mes. Consúltanos en el teléfono de atención al cliente 902 51 21 21. O, si quieres, en tu tienda IKEA de Baleares y Canarias.

¿Sabías que?

  • La infertilidad masculina está creciendo hasta el punto de que las causas de esterilidad “se reparten ya al 50% entre hombres y mujeres”, afirma la doctora Belén Castel, directora médico del Instituto de Fertilidad (IFER).
  • Empleos con más riesgo: Conductores y cocineros figuran entre los profesionales con más riesgo de sufrir infertilidad. El calor en la zona escrotal afecta de manera negativa a la producción de espermatozoides.
    Si una pareja se obsesiona en la procreación y deja que su vida gire sólo en torno a este objetivo, se pueden producir disfunciones sexuales.
  • Causas de infertilidad: Alcohol, tabaco, marihuana y otras drogas, obesidad, extrema delgadez, estrés, sedentarismo y comida basura.

Técnicas de fertilidad más habituales

  • Inseminación artificial. Estimulación ovárica de la mujer con hormonas a dosis bajas. Cuando está preparada, se deposita en su útero el semen más capacitado (se selecciona el esperma con más movilidad mediante centrifugación).
  • Fecundación in vitro. Después de una estimulación ovárica con hormonas a dosis altas, se realiza una punción folicular en el quirófano bajo anestesia. Mediante esta técnica se extraen los óvulos vía vaginal. Ese mismo día, en el laboratorio se fecundan con el semen de la pareja o de un donante. La transferencia al endometrio de la madre se puede realizar a los dos, tres y cinco o seis días en función del historial reproductivo de la pareja.
  • Donación de óvulos. En este caso, la persona que se somete al ciclo in vitro mencionado anteriormente es una donante de óvulos. Esta mujer debe cumplir con los requisitos legales: menos de 35 años, serología negativa, estar sana física y mentalmente y no padecer enfermedades genéticas o hereditarias. Los óvulos obtenidos de la donante se fecundan con semen de la pareja o con el de un donante. Finalmente, los embriones se implantan en la futura madre. Se recurre a esta técnica cuando hay fallos ováricos, no se puede realizar una punción para extraer los óvulos o la producción de estos es mínima.
  • Diagnóstico Genético Preimplantacional (DGP). Esta práctica se efectúa cuando existen riesgos fundados de que el hijo nacerá con alguna anomalía genética. O si la mujer supera los 45 años. A edades más tardías aumenta probabilidad de concebir hijos con Síndrome de Down. Se trata de una fecundación in vitro en la que se extrae una célula de los embriones entre los días 3 y 5 para identificar los sanos.

Author

cristina.raya@ventajon.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.