SALUD Y DEPORTE

6 cuidados básicos del pelo en verano

Con el verano en todo su esplendor, nadie duda de la importancia de utilizar crema solar para proteger nuestra piel. Sin embargo, muchas veces no prestamos atención a nuestro cabello, que suele pasar a un segundo plano, y que también puede verse seriamente perjudicado en estos meses de tanto calor.

Como suele ser habitual, este descuido hace que al final de verano nuestro cabello se haya vuelto más seco, frágil, áspero y sin brillo.

Para evitarlo y no perder nunca la suavidad de tu pelo, te recomendamos seguir estos consejos:

  1. Hidratar el pelo

Un pelo hidratado afrontará con mayor resistencia las agresiones que provocan el cloro, el sol y la sal. Para ello se recomienda sustituir el acondicionador por las mascarillas, ya que nutren y reparan la queratina capilar en mayor medida.

En este sentido, recomendamos también cambiar nuestro champú habitual por otro libre de sulfatos y con ingredientes naturales que no perjudique la defensa natural del cabello.

  1. Aclarar el pelo con agua fría

El agua fría es altamente beneficiosa para nuestro cabello, ya que mejora la circulación sanguínea, ayuda a eliminar los residuos y aporta un extra de brillo.

  1. Ducharse antes y después de nadar

Como nuestro pelo es poroso y absorbe el agua, mojarlo antes de entrar en contacto con el cloro o la sal hará que el poder de penetración de estos elementos sea mucho menor.

Del mismo modo, para retirar los restos de cloro y sal, deberemos ducharnos al salir del agua.

Por otro lado, es importante secarlo bien y evitar tenerlo demasiado tiempo húmedo. Eso sí, aprovecha las altas temperaturas y deja que se seque libremente. No utilices el secador, ya solo va a contribuir a dañar aún más tu cabello.

  1. Evita peinarte con raya

Deberás evitar el peinado con raya, ya que de esta manera dejarás expuesto tu cuero cabelludo, ya que los rayos tienden a incidir más en esa zona, causando importantes quemaduras.

Será preferible peinarse hacia atrás o recogerse el pelo con un moño o una coleta, lo que también aumentará tu comodidad y sensación de frescor.

Evidentemente, también es conveniente cubrir nuestra cabeza con sobreros o pañuelos, evitando que el sol no incida directamente.

  1. Cortarse las puntas

Para evitar que se abran con el sol, el cloro o la sal de la playa, es importante que cortes tus puntas. Aproximadamente, unos 5 centímetros serán suficientes para sanear los extremos y combatir la sequedad.

  1. Utiliza protector solar para el cabello

De la misma manera que utilizar la crema solar para proteger nuestra piel, también debemos hacerlo en el pelo. Los podemos encontrar tanto en spray como en crema, que además de protegerlo contra los rayos del sol, también lo nutren y aportan brillo.

Author

celia.martin@ventajon.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

La rebelión del cambio

28 junio, 2021